Mantén la calma y atrae la abundancia financiera

Si hay algo de lo que nos tenemos que ocupar siempre independientemente de nuestra profesión o a lo que nos dediquemos; es a cuidar nuestro presupuesto, en el caso de recibirlo de nuestros padres o por nuestro trabajo, lidiamos con una serie de responsabilidades o gastos que en algún momento a la gran mayoría nos ha causado preocupación o hasta cierto punto estrés. Aumentos en los precios, emergencias, gastos imprevistos etc. nos pueden complicar nuestra meta de ahorrar más o cumplir algunas metas a corto o largo plazo. Es muy importante  elaborar nuestro presupuesto cada semana o cada mes,  definir las prioridades Y distribuirlo de manera eficiente, pero también la actitud que tengamos ante este reto nos podrá limitar o ayudar para vivir en un estado de abundancia; es por eso que te menciono algunos consejos para mantener la calma, y atraer la abundancia a nuestras vidas.

 

  1. Adopta una visión extremadamente optimista para tu futuro. Mantén un gran entusiasmo con todas las oportunidades que existen ahora y las que aún están por venir, no dudes que tu situación siempre puede mejorar.

 

  1. Si haces algún favor, invitas a alguien a comer, si te queda de paso llevar a alguien a su casa, por ejemplo, hazlo sin ninguna expectativa de recibir nada a cambio. No esperas que la misma persona te devuelva el favor. Todo lo que das, o lo que hagas siempre regresa, hasta diez veces más.

 

  1. No dejes de agradecer ya sea que estés subiendo o bajando financieramente. No te quedes estancado en el estrés de las deudas o presiones porque, en última instancia, siempre hay más dinero en camino, hay días bueno y días malos, pero tarde o temprano, con nuestro esfuerzo vendrá la abundancia.

 

  1. Paga tus cuentas con gusto y con entusiasmo porque tus cuentas son un signo de muchas bendiciones que no todas las personas tienen: electricidad, un hogar para vivir, gas, comida, internet, etc.

 

  1. Aprovecha los descuentos por temporadas o días específicos en tiendas o en el supermercado. Ojo, sólo si son para comprar cosas que realmente necesitamos.

 

  1. Trata de ahorrar, a pesar de los gastos, destina una cantidad de dinero y con el tiempo despertarás por la mañana y tendrás la tranquilidad de contar con ese dinero para alguna emergencia o darte un gustito.

 

Recuerda que tu actitud siempre es determinante para cualquier aspecto de la vida y el contar con un  presupuesto equilibrado, no sólo se trata de dinero, se trata de estar en paz, evitar el estrés y que al optimizar ese presupuesto, tendrás una sensación de paz y podrás mejorar tu calidad de vida Y  la de los que amas. ⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀

 

Redacción: Metzi Gabriela Solano

Licda. en Mercadeo Internacional – Miss International 2018

Instagram: @metzigaby

Facebook: Metzi Gabriela Solano