Ventas de Coca-Cola cayeron el cuarto trimestre arrastradas por impacto de alza en los precios

Coca-Cola Co pronosticó este jueves ganancias para todo el año muy por debajo de las expectativas de Wall Street y reportó una caída en las ventas de refrescos en el cuarto trimestre debido a que un aumento de precios en América del Norte redujo la demanda.

La compañía y su rival PepsiCo Inc están luchando con un aumento de los costos de los fletes y las materias primas, a pesar de que están gastando mucho en la construcción de una cartera de bebidas no carbonatadas para atraer a unos consumidores cada vez más conscientes de la salud.

Para contrarrestar el aumento de los costos, Coca-Cola ha subido el precio de sus bebidas. Sin embargo, esto se hizo a expensas de la demanda: los volúmenes cayeron un 1% en América del Norte en el cuarto trimestre, mientras que en América Latina bajaron un 2%.

Coca-Cola pronosticó que las ganancias para todo el año oscilarían entre US$2,06 y US$2,10  por acción, muy por debajo de la expectativa promedio de US$2,23. La empresa culpó de esta previsión a la fortaleza del dólar.

La ganancia neta atribuible a los accionistas de la compañía fue de US$870 millones en el trimestre finalizado el 31 de diciembre, en comparación con una pérdida de US$2.750 millones es en el mismo lapso del año anterior, cuando la compañía asumió un cargo relacionado con impuestos.

Excluyendo ítems extraordinarios, Coca-Cola dijo que ganó 43 centavos por acción, en línea con las expectativas.

Sus ingresos cayeron 6% a US$7.100 millones en el cuarto trimestre, perjudicados por la reorganización de sus operaciones de embotellamiento. Analistas esperaban ventas por US$7.030 millones, según datos de IBES de Refinitiv.

Las acciones de la compañía bajaban 3,3% a US$48,13 antes de la apertura de Wall Street. Este año, los papeles han ganado un 5 por ciento, en comparación con un aumento de 3% de los de PepsiCo, que reportará sus resultados el viernes.